Esto me llevo del 2017

Sergio Cuevas · 0 comentarios

El 2017 se acaba y como hice el año pasado, me he parado a echar un poco la vista atrás y ver qué es lo que decido llevarme de este año.

En este artículo quiero compartir contigo los mejores momentos y personas que he conocido y las principales lecciones que he aprendido.

Pero sobre todo se lo quiero dedicar a todos y todas aquellas que han formado parte de mi vida. Este artículo es para daros las gracias.

Krisztina

KrisztinaEl 2017 empezó para mí trayéndome el mejor regalo posible y a la vez la persona que más huella me ha dejado en este año, Krisztina.

Conocí a Krisztina a finales de 2016 y durante prácticamente todo el 2017 me ha acompañado en los mejores y peores momentos.

De una persona tan especial y única solo se pueden aprender cosas buenas.

Ella me ha ayudado mucho a amar y aceptar incondicionalmente a los demás, entre otro millón de cosas que no podría resumir.

Un alma gemela que alguien puso en mi camino por una razón. Hoy no sería la misma persona sin ti Krisz, gracias.

La Compañía Bacharengue

Además de ella, este año ha estado marcado por otro grupo de personas sensacionales, humanas y divertidas hasta el dolor: los integrantes de la compañía Bacharengue.

Allá por septiembre de 2016 comencé a dar clases de baile con ellos y un poco después me regalaron la oportunidad y el honor de bailar con ellos en la compañía.

Para mí supuso un reto desde el principio.

Digamos que se me da mejor escribir que bailar, (te puedes reir), pero precisamente por eso me lo he pasado en grande con todos ellos equivocándome a cada momento, cayéndome al suelo, viendo como otros volaban y sobre todo riendo, riendo y riendo a cada segundo.

Muchas gracias Aarón, Raquel, Carmen, Nuria, Manu, Juan y Nerea.

Compartir escenario con vosotros ha sido un honor pero compartir todo lo demás ha sido un verdadero espectáculo.

El curso de coaching

Este 2017 no hubiese sido lo mismo si no hubiese descubierto el coaching.

Gracias a Valeria y a todos mis compañeros de la escuela de coaching Eleva de Albacete.

Este curso me ha acompañado casi durante toda la primera mitad del año y ha sido claramente un antes y un después en mi nivel de conciencia.

Me han enseñado a mirar hacia dentro y a no conformarme con lo primero que veo.

He aprendido a indagar hasta lo más profundo con mi linterna para iluminar las cuerdas de mi guitarra y poder comprender mi música.

Una gran experiencia de crecimiento personal que no es comparable a nada que puedas leer en un libro o ver en un vídeo.

Sin duda lo más transformador del curso ha sido el contacto con los compañeros y con sus historias más personales. Infinitas gracias a todos.

Algunas reflexiones personales

Este año ha cambiado bastante mi concepción de la vida. Durante los años de escoralización viví un poco obsesionado con la “preparación”.

Andamos siempre preparándonos para la vida y se nos olvida la propia vida.

Este año he decidido que era hora de vivir más y prepararme menos.

He concebido la vida como un viaje, y el propio viaje es el único destino.

El cambio y la mejora constante es un modo de vida que me ha cautivado, porque supone un equilibrio entre disfrutar y esforzarse por mejorar cada día.

He aprendido también el poder de ser yo mismo.

Sí. Por muy básico que pueda parecer todavía a mí y a otras muchas personas nos cuesta en algunas situaciones sacar nuestra esencia a relucir.

Después de pasar por varias épocas en mi vida intentado aprender y ser como muchos de mis ídolos, al final lo que más tranquilidad y felicidad me aporta, y mejores resultados, es ser simple y llanamente ser yo mismo.

¡Espero que a ti te haya costado menos tiempo que a mí darte cuenta!

El estoicismo y la psicoterapia cognitiva

Este año ha sido también el año en el que más he profundizado en la escuela de pensamiento estoico y en la psicoterapia cognitiva.

Si quieres saber más sobre estas ideas puedes leer este artículo.

Y no te pierdas este regalo que te hice en este año.

Canarias

Como comenté en este artículo, desde finales de agosto estoy trabajando en Canarias.

Toda la gente maravillosa que estoy conociendo en la isla me está enseñando otra forma de entender la vida.

Mil gracias a todos por acogerme y aceptarme a pesar de las diferencias.

Mi enemigo: el miedo

Si por algo se caracteriza mi año ha sido por la lucha contra el miedo en todas sus facetas. He sido consciente que allí donde está el miedo es donde más necesidad de actuar tenemos.

Cuando encontramos estrategias para enfrentar nuestros miedos y lo hacemos rompemos barreras mentales y somos más libres y felices.

Si se hace de manera habitual nuestras creencias terminan cambiando y el miedo se neutraliza y se hace perfectamente controlable.

Y este es para terminar mi propósito para el 2018, seguir haciendo todas esas cosas que me dan miedo.

¿Cuál es tu propósito?

Un abrazo y feliz año nuevo!

Por | 2018-06-13T10:32:04+00:00 1 de enero de 2018|Autoconocimiento, Blog, Desarrollo Personal, Emociones, Miedo|Sin comentarios

Acerca de Sergio Cuevas

Hola, soy Sergio Cuevas. «Aprendiz de Ser Humano» En mi blog comparto contigo todo lo que voy aprendiendo por el camino hacia el crecimiento personal y el autoconocimiento.

¡Comentar es agradecer! Deja un comentario