Tu carácter, tu destino. Un consejo con 2500 años

_____
Sergio Cuevas · 0 comentarios
Hace unos días me dieron uno de los mejores consejos que he escuchado en mucho tiempo. Me ha parecido tan bueno que tenía que compartirlo contigo.

Estas últimas dos semanas en Milos han sido especiales, pese a ser las últimas.

A mediados de abril llegó a la isla Fernando, un español que lleva veinte años viviendo en Berlín.

Y ¡sorpresa! ha sido profesor de Filosofía en la Universidad Libre de Berlín. Mejor entretenimiento no he podido tener.

Curiosamente su especialidad es la filosofía antigua. Así que nos ha contado anécdotas sorprendentes sobre las guerras del peloponeso y el fascinante diálogo de los melios.

Curiosamente de nuevo, se dedica también Fernando a la traducción profesional. He aprovechado para rediseñar por completo su página web, que estaba un poco anticuada.

A cambio le pedí que me diese un buen consejo. Le pedí exactamente que me contara cuál sería el consejo que él le daría a su “yo” de veintidós años.

Como si tuviese la respuesta preparada para mí, me entregó con claridad y brevedad el que considero uno de los mejores consejos que me han dado en mucho tiempo.

El caso es que todos leemos continuamente a unos y a otros, pero muy poco de lo que leemos o escuchamos de verdad brota y produce frutos en nuestro comportamiento.

Escuchar un consejo directamente de alguien al que de alguna manera admiras ayuda sin duda a interiorizarlo.

Y ¡cómo no! Voy a compartir este pedazo de consejo con todo aquel al que le interese. El consejo se podría resumir en el título del artículo.

Tu carácter es tu destino

¿Qué significa exactamente esta frase que pronunció el filósofo griego Heráclito hace 2500 años?

El carácter es para el hombre su destino.

Por supuesto cada uno lo podría interpretar de una manera. Para Fernando se refería a que debemos cuidar nuestros hábitos, puesto que el carácter no es otra cosa que un cúmulo de ellos, nada más.

Algo tan sencillo y tan potente a la vez.

Se trata de sentido común, ese que siempre nos falta.

El consejo de Fernando a los jóvenes es que se tomen muy en serio su carácter.

Cada pequeña acción cuenta, cada pensamiento cuenta, cada pequeño hábito cuenta.

Conforme se avanza en la vida, los hábitos y por tanto nuestro carácter se fosilizan cada vez con más fuerza hasta que los más negativos se convierten en lastres que nos impiden alcanzar nuestros objetivos en la vida.

Ser jóven conlleva un precio muy alto que a menudo se paga demasiado tarde.

El precio es el deber de forjar nuestro propio carácter antes de que el tiempo petrifique nuestros hábitos más negativos.

No existe tal cosa como “en el futuro”.

El futuro nunca llega

Debemos preocuparnos del presente, puesto que nos estamos jugando mucho.

El que no pague el precio de la disciplina ahora, pagará el precio del arrepentimiento después. Y con seguridad el arrepentimiento es mucho más caro.

Esto nos lleva a la segunda parte del consejo de Fernando. Un más clásico “tempus fugit”.

Nos pasamos la vida planeando el futuro y preparándonos para el mañana y olvidamos lo que tenemos delante, lo único existente, el ahora.

No existe el seré o haré.

Si en algo coinciden todas las personas cuyas copas ha visitado la nieve, es en que la vida pasa demasiado rápido, sin que nos demos cuenta, y lo más triste, sin haber reaccionado a tiempo.

El aquí y el ahora es lo único que vale.

Lo que no hagas por ti aquí y ahora no lo vas a hacer mañana.

Así que mejor empezar cuanto antes.

Ese pensamiento tan común de nosotros los jóvenes de “en el futuro” haré tal y tal cosa, no es más que una fantasía que utilizamos para posponer las decisiones importantes, como cambiar nuestros hábitos, para un tiempo inexistente.

Afortunados aquellos que desarrollen un buen carácter y pobres de aquellos con talento que crean que con ello solo vale.

Podemos dejarlo para mañana, pero no nos engañemos, nada en la vida es gratuito.

Por | 2017-05-09T18:05:29+00:00 22 de Abril de 2016|Carácter, Hábitos|Sin comentarios

Deja un comentario

Acerca de Sergio Cuevas

Hola, soy Sergio Cuevas. En este blog comparto contigo todo lo que voy aprendiendo sobre crecimiento personal y toma de conciencia. Espero poder serte útil en algún sentido.